Reconocimiento de deuda

El reconocimiento de deuda es un acto jurídico mediante el cual una persona, denominada deudor, admite expresamente ante su acreedor la existencia de una obligación pecuniaria pendiente de pago.
Ideas clave
  • El reconocimiento de deuda se puede realizar mediante un documento privado firmado ante testigos o mediante una escritura pública ante notario, siendo esta última opción más segura.
  • En Chile, el reconocimiento de deuda se encuentra regulado principalmente en el Código Civil y el Código de Procedimiento Civil.
  • El documento de reconocimiento de deuda debe contener, al menos, la identificación completa del deudor y acreedor, el monto adeudado y, si es posible, el plazo o forma de pago.
  • El reconocimiento de deuda permite al acreedor iniciar acciones judiciales de cobro de forma directa y expedita y también interrumpe la prescripción de la acción de cobro, reiniciando el período.

¿Qué es el reconocimiento de deuda?

El reconocimiento de deuda es un acto jurídico mediante el cual una persona, denominada deudor, admite expresamente ante otra, denominada acreedor, la existencia de una obligación monetaria o de otro tipo, que debe satisfacer.

Este reconocimiento genera un título ejecutivo, es decir, un documento que faculta al acreedor para exigir judicialmente el cumplimiento de la deuda reconocida. Este acto jurídico puede formalizarse a través de un documento privado firmado ante testigos o mediante escritura pública realizada en una notaría.

El reconocimiento de deuda no solo sirve para confirmar la existencia y la cantidad de la deuda sino también para interrumpir la prescripción de las acciones judiciales para reclamar dicho débito.

¿Dónde se regula el reconocimiento de deuda?

El reconocimiento de deuda se encuentra regulado principalmente en el Código Civil Chileno, especialmente en los artículos relacionados con las obligaciones y contratos.

Además, el reconocimiento de deuda como título ejecutivo está contemplado en el Código de Procedimiento Civil, específicamente en el artículo 435, en casos donde el acreedor no cuenta con un título ejecutivo, y en los artículos siguientes.

Si, en caso de no tener el acreedor título ejecutivo, quiere preparar la ejecución por el reconocimiento de firma o por la confesión de la deuda, podrá pedir que se cite al deudor a una audiencia dentro de quinto día contado desde la fecha de la última notificación, con el fin de que practique estas diligencias.

La obligación deberá consistir en una cantidad de dinero líquida o liquidable mediante una simple operación aritmética, encontrarse vencida, ser actualmente exigible y constar en un antecedente escrito. A su vez, la acción no podrá estar prescrita.

El juez, de oficio, no dará curso a la solicitud, cuando no concurran los requisitos previstos en el inciso segundo.

Si el citado no comparece a la audiencia sin razón que lo justifique, o sólo da respuestas evasivas, se dará por reconocida la firma o por confesada la deuda.

Artículo 435 del Código de Procedimiento Civil de Chile

Características principales del reconocimiento de deuda

Formalidades del reconocimiento de deuda

  1. Documento privado: puede ser suficiente un documento privado firmado por el deudor y al menos dos testigos. Este documento debe ser claro en la cuantía y condiciones de la deuda.
  2. Escritura pública: para mayor seguridad jurídica, se recomienda que el reconocimiento de deuda se realice mediante escritura pública ante notario. Esto es especialmente relevante para cantidades significativas o cuando se involucran garantías reales como hipotecas o prendas.

Efectos jurídicos en Chile

  1. Título ejecutivo: el reconocimiento formal de la deuda permite al acreedor usar este documento para iniciar acciones judiciales de cobro de forma directa y expedita.
  2. Interrupción de la prescripción: como se menciona en el artículo 2515 del Código Civil, el reconocimiento de deuda reinicia el período de prescripción para la acción de cobro.

Este tiempo es en general de tres años para las acciones ejecutivas y de cinco para las ordinarias.

La acción ejecutiva se convierte en ordinaria por el lapso de tres años, y convertida en ordinaria durará solamente otros dos.

Artículo 2515 del Código Civil de Chile

Capacidad legal y representación

  • Capacidad legal: quien reconoce la deuda debe tener la capacidad legal para contratar y obligarse, según los artículos 1445 y siguientes del Código Civil.

Para que una persona se obligue a otra por un acto o declaración de voluntad es necesario:

1º que sea legalmente capaz; 2º que consienta en dicho acto o declaración y su consentimiento no adolezca de vicio; 3º que recaiga sobre un objeto lícito; 4º que tenga una causa lícita.

La capacidad legal de una persona consiste en poderse obligar por sí misma, y sin el ministerio o la autorización de otra.

Artículo 1445 del Código Civil de Chile

  • Representación: si actúa un representante, debe contar con las facultades necesarias para reconocer deudas en nombre del representado, conforme al mandato que posea.

Ejemplos prácticos de reconocimiento de deuda

  1. Reconocimiento de deuda entre particulares: Juan Pérez adeuda a María González la suma de $5.000.000 por un préstamo personal. Juan puede firmar un documento privado, ante testigos, donde reconoce la deuda, o bien, ambos pueden formalizar este reconocimiento ante notario en una escritura pública.
  2. Reconocimiento de deuda comercial: Una empresa que debe pagar facturas vencidas a un proveedor puede firmar un reconocimiento de deuda para evitar que el proveedor inicie acciones legales inmediatas. Este documento permite planificar el pago en plazos acordados.

¿Cómo proceder en caso de incumplimiento de un reconocimiento de deuda?

En caso de incumplimiento del deudor tras haber reconocido la deuda, el acreedor puede iniciar un juicio ejecutivo basado en el título ejecutivo que constituye el reconocimiento. El proceso es el siguiente:

  1. Presentación: el acreedor presenta el título ejecutivo (el reconocimiento de deuda) ante el tribunal competente.
  2. Demanda ejecutiva: Se interpone una demanda ejecutiva solicitando el cumplimiento de la obligación o el pago de la deuda.
  3. Embargo y remate: si el deudor no paga, se procede al embargo de bienes y, eventualmente, al remate de estos para satisfacer la deuda.

Este mecanismo es una herramienta poderosa y eficaz para los acreedores, permitiéndoles recuperar lo adeudado de manera más directa y rápida que en un juicio ordinario.

Conclusión

El reconocimiento de deuda es una figura legal esencial en el derecho chileno que facilita la resolución de conflictos financieros y comerciales al proporcionar un medio claro y eficaz para el reconocimiento y posterior cobro de deudas. Al optar por formalizar un reconocimiento de deuda, tanto deudores como acreedores se benefician de un marco legal que ofrece seguridad y claridad en las obligaciones pecuniarias.

Categorías: Derecho Civil,Deudas