¿Cómo se levanta un embargo judicial?

Para levantar un embargo judicial en Chile, es necesario seguir un procedimiento que puede variar dependiendo de las circunstancias específicas del caso y del tipo de deuda que originó el embargo:

  1. Pago de la deuda. La forma más directa y común de levantar un embargo es pagando la deuda que originó el embargo. Una vez que la deuda ha sido pagada, el acreedor debe emitir una orden de alzamiento del embargo. Esta orden se presenta ante el tribunal que dictó el embargo.
  2. Acuerdo con el acreedor. Si no es posible pagar la deuda en su totalidad de inmediato, se puede negociar un acuerdo con el acreedor, como un plan de pagos. Si se llega a un acuerdo, el acreedor puede solicitar al tribunal el alzamiento del embargo.
  3. Incidente de alzamiento de embargo. Si se considera que el embargo es improcedente o que ha habido algún error en su dictado, se puede presentar un incidente de alzamiento de embargo ante el tribunal. Este incidente es una solicitud formal en la que se expone la situación y se piden las razones por las cuales se debe levantar el embargo. El tribunal analizará la solicitud y, si la considera fundada, ordenará el alzamiento del embargo.
  4. Caución o garantía. En algunos casos, se puede solicitar al tribunal el alzamiento del embargo mediante la presentación de una caución o garantía suficiente para asegurar el pago de la deuda. Esta caución puede ser en forma de dinero, bienes o una garantía personal.
  5. Resolución judicial favorable. Si el embargo fue dictado de manera errónea o sin fundamento, y se presenta una reclamación o apelación, se puede obtener una resolución judicial que ordene el levantamiento del embargo.

Es importante destacar que cada caso es particular y puede requerir de asesoría legal específica para determinar la mejor estrategia a seguir.

Conceptos relacionados