Guarda y custodia

La guarda y custodia es el derecho y deber de los padres de cuidar y tomar decisiones sobre la vida cotidiana de sus hijos menores de edad, en casos de separación o divorcio.
Ideas clave
  • En Ecuador, la guarda y custodia está regulada principalmente por el Código de la Niñez y Adolescencia, y también, por la Constitución y el Código Civil de Ecuador.
  • La guarda y custodia puede ser exclusiva (un padre) o compartida (ambos padres) y la determinación puede ser amistosa (acuerdo) o contenciosa (juicio).
  • En Ecuador, para determinar la guarda y custodia se evalúan factores como la relación con cada padre, capacidad de cuidado, estabilidad y opinión del menor.
  • Los padres deben proveer alimentación, vestimenta, vivienda, educación y mantener comunicación con el otro progenitor.
  • La guarda y custodia puede modificarse si cambian las circunstancias en beneficio del menor.
  • En el proceso de adjudicación, la opinión del menor se considera si tiene suficiente madurez, pero la decisión final depende del interés superior del niño.

 ¿Qué es la guarda y custodia?

La guarda y custodia es una institución jurídica que se refiere a la responsabilidad y el derecho que tienen los padres de cuidar, educar y tomar decisiones sobre sus hijos menores de edad.

Este concepto adquiere especial relevancia en situaciones de separación o divorcio, donde es necesario definir con quién vivirán los niños y cómo se manejan las decisiones importantes en su vida cotidiana.

La guarda y custodia no debe confundirse con la patria potestad, que es el conjunto más amplio de derechos y deberes de los padres sobre los hijos, y que generalmente se mantiene compartida a menos que existan circunstancias extraordinarias.

¿Dónde se regula la guarda y custodia en Ecuador?

En Ecuador, la guarda y custodia de los hijos menores está regulada principalmente por el Código de la Niñez y Adolescencia. Este cuerpo normativo establece los principios y procedimientos a seguir para garantizar el bienestar de los menores en casos de separación de sus padres.

Además, la Constitución de la República del Ecuador y el Código Civil también contienen disposiciones relevantes sobre la protección de los derechos de los niños y adolescentes.

Cuando el Juez estime más conveniente para el desarrollo integral del hijo o hija de familia, confiar su cuidado y crianza a uno de los progenitores, sin alterar el ejercicio conjunto de la patria potestad, encargará su tenencia siguiendo las reglas del artículo 106. También podrá confiar la tenencia con atribución de uno o más de los derechos y obligaciones comprendidos en la patria potestad, teniendo siempre en cuenta la conveniencia señalada en el inciso anterior.

Artículo 118 del Código de la Niñez y Adolescencia de Ecuador

Tipos de guarda y custodia en Ecuador

Existen diferentes tipos de guarda y custodia que pueden ser acordados o dictados por un juez, dependiendo de las circunstancias y el mejor interés del menor:

  1. Guarda y custodia exclusiva: se otorga a uno de los padres, quien se encarga del cuidado diario y la toma de decisiones cotidianas del menor. El otro padre generalmente tiene derecho a un régimen de visitas.
  2. Guarda y custodia compartida: ambos padres comparten de manera equitativa las responsabilidades y el tiempo de cuidado de los hijos. Este modelo fomenta la participación activa de ambos progenitores en la vida del menor y requiere una buena comunicación y cooperación entre ellos.

En todos los casos en que el Juez confíe la tenencia o el ejercicio de la patria potestad a uno de los progenitores, deberá regular el régimen de las visitas que el otro podrá hacer al hijo o hija. Cuando se hubiere decretado alguna medida de protección a favor del hijo o la hija por causa de violencia física, sicológica o sexual el Juez podrá negar el régimen de visitas respecto del progenitor agresor, o regular las visitas en forma dirigida, según la gravedad de la violencia. El Juez considerará esta limitación cuando exista violencia intra­familiar. Las medidas tomadas buscarán superar las causas que determinaron la suspensión.

Artículo 122 del Código de la Niñez y Adolescencia de Ecuador

Proceso de determinación de la guarda y custodia

El proceso para determinar la guarda y custodia puede iniciarse de manera amistosa, mediante un acuerdo entre los padres, o de manera contenciosa, a través de un juicio.

En ambos casos, el juez evaluará diversos factores para decidir lo que es mejor para el niño, tales como:

  • La relación del menor con cada uno de los padres.
  • La capacidad de cada padre para cuidar al niño.
  • La estabilidad emocional y financiera de cada progenitor.
  • La opinión del menor, si tiene la suficiente madurez para expresarla.

Para confiar la patria potestad en los casos previstos en el artículo 325 del Código Civil, el Juez, luego de oír al adolescente, al niño o niña que estén en condiciones de expresar su opinión observará las siguientes reglas:

1.­ Se respetará lo que acuerden los progenitores siempre que ello no perjudique los derechos del hijo o la hija;

2.­ A falta de acuerdo de los progenitores o si lo acordado por ellos es inconveniente para el interés superior del hijo o hija de familia, la patria potestad de los que no han cumplido doce años se confiará a la madre, salvo que se pruebe que con ello se perjudica los derechos del hijo o la hija;

3.­ Tratándose de los hijos o hijas que han cumplido doce años, la patria potestad se confiará al progenitor que demuestre mayor estabilidad emocional y madurez psicológica y que estén en mejores condiciones de prestar a los hijos e hijas la dedicación que necesitan y un ambiente familiar estable para su desarrollo integral;

4.­ Si ambos progenitores demuestran iguales condiciones, se preferirá a la madre, siempre que no afecte el interés superior del hijo o la hija;

5.­ En ningún caso se encomendará esta potestad al padre o madre que se encuentre en alguna de las causales de privación contempladas en el artículo 113; y,

6.­ En caso de falta o de inhabilidad de ambos progenitores para el ejercicio de la patria potestad, el Juez nombrará un tutor de acuerdo a las reglas generales.

La opinión de los hijos e hijas menores de doce años, será valorada por el Juez, considerando el grado de desarrollo de quien lo emita. La de los adolescentes será obligatoria para el Juez, a menos que sea manifiestamente perjudicial para su desarrollo integral.

Artículo 106 del Código de la Niñez y Adolescencia de Ecuador

Derechos y deberes de los padres con guarda y custodia

Los padres que tienen la guarda y custodia de sus hijos menores adquieren una serie de derechos y deberes específicos. Entre ellos se encuentran:

  • Derechos:
    • Decidir sobre la educación y actividades extracurriculares del niño.
    • Tomar decisiones médicas importantes.
    • Elegir el lugar de residencia del menor.
  • Deberes:
    • Proveer alimentación, vestido y vivienda adecuada.
    • Garantizar la educación y desarrollo integral del niño.
    • Mantener una comunicación adecuada con el otro progenitor, especialmente en decisiones importantes.

Modificación de la guarda y custodia

La guarda y custodia puede ser modificada si cambian las circunstancias que motivaron la decisión original y si la modificación es en el mejor interés del menor. Este proceso puede iniciarse a petición de cualquiera de los padres o del Ministerio de Inclusión Económica y Social (MIES), y deberá ser resuelto por un juez.

Las resoluciones sobre tenencia no causan ejecutoria. El Juez podrá alterarlas en cualquier momento si se prueba que ello conviene al adecuado goce y ejercicio de los derechos del hijo o hija de familia. Si se trata del cambio de tenencia, se lo hará de manera que no produzca perjuicios psicológicos al hijo o hija, para lo cual el Juez deberá disponer medidas de apoyo al hijo o hija y a sus progenitores.

Artículo 119 del Código de la Niñez y Adolescencia de Ecuador

Preguntas frecuentes

  • ¿Qué sucede si uno de los padres incumple con el régimen de visitas?: El incumplimiento del régimen de visitas puede ser denunciado ante la autoridad judicial, y el juez puede tomar medidas para garantizar que se respete el derecho del menor a mantener una relación con ambos padres.
  • ¿Es posible otorgar la guarda y custodia a un tercero?: Sí, en casos excepcionales donde ambos padres no estén en capacidad de cuidar al menor, el juez puede otorgar la guarda y custodia a un tercero, como abuelos u otros familiares.
  • ¿Puede el menor decidir con quién quiere vivir?: El juez puede considerar la opinión del menor si tiene la suficiente madurez para expresarla, pero la decisión final siempre se tomará en función del interés superior del niño.

Conclusión

La guarda y custodia es una figura fundamental para garantizar el bienestar y desarrollo integral de los menores en situaciones de separación o divorcio.

En Ecuador, se encuentra regulada por un marco legal que busca proteger los derechos de los niños y adolescentes, siempre priorizando su interés superior.

La determinación de la guarda y custodia implica un análisis detallado de diversos factores, y puede adaptarse a las circunstancias cambiantes para asegurar el bienestar continuo del menor.

Categorías: Derecho de Familia