¿Cuánto tarda un divorcio en California?

La duración de un divorcio en California puede variar significativamente dependiendo de varios factores, incluyendo si el divorcio es impugnado o no impugnado.

En general, California tiene un período de espera mínimo obligatorio de 6 meses para un divorcio, contado desde la fecha en que la persona que solicita el divorcio notifica formalmente a su cónyuge hasta que el divorcio puede ser finalizado por la corte. Este es el tiempo mínimo necesario; sin embargo, un divorcio puede tomar más tiempo dependiendo de las circunstancias específicas.

Un divorcio no impugnado, donde ambas partes están de acuerdo en todos los términos del divorcio (como la división de propiedades, la custodia de los hijos, y la pensión alimenticia), puede finalizarse poco después de cumplir el período de espera de 6 meses si todas las documentaciones y acuerdos están correctamente en orden.

Por otro lado, un divorcio impugnado puede tomar mucho más tiempo, a menudo entre 1 y 2 años, o incluso más si los problemas son particularmente complejos y las partes no pueden llegar a un acuerdo. En estos casos, el proceso incluye más pasos, como la mediación, la presentación de mociones, la realización de descubrimientos (proceso de intercambio de información relevante al caso) y, potencialmente, un juicio.

Además, factores como la carga de trabajo del tribunal, la eficiencia de los abogados involucrados, y la disposición de las partes para negociar y resolver disputas pueden influir en la duración del proceso de divorcio.

Conceptos relacionados