Razón social

La razón social es la designación bajo la cual una empresa se registra y opera conforme a normativas legales y comerciales. De esta forma, se trata del nombre bajo el cual una empresa es reconocida por las autoridades, entidades financieras, proveedores y clientes.

En el contexto normativo del Perú, la razón social incluye las siglas del tipo de empresa y está vinculada al RUC. Donde el RUC, es un número único que identifica a una empresa ante la SUNAT para efectuar sus operaciones.

Bajo esta perspectiva, la razón social es el nombre oficial de una empresa o negocio, bajo el cual lleva a cabo sus operaciones y está registrado.

Criterios legales de la razón social

El artículo 9 de la Ley General de Sociedades (Ley N°26887) sostiene que una sociedad puede tener una denominación o razón social. Lo cual va a depender de la estructura legal y las regulaciones vigentes.

Además, se establece que al crear una nueva sociedad no se puede utilizar una razón social que identifique a otra ya existente. Es decir, no pueden existir dos empresas con nombres idénticos, ya que esto puede causar inconvenientes en sus operaciones.

Por otro lado, es posible que la razón social de una empresa siga empleando el nombre de un socio en el nombre legal de la empresa. Se considera válida esta opción bajo las disposiciones de ley.

Tipos de razón social

Según la Superintendencia Nacional de Aduanas y de Administración Tributaria (SUNAT) en Perú habría cinco tipos de razón social:

Sociedad Anónima (S.A)

Este tipo de empresas, las sociedades anónimas, se componen de un mínimo de dos socios o accionistas y pueden tener un máximo ilimitado. En ellas, su estructura debe conformarse por una junta general de accionistas, gerencia y directorio.

Además, el capital de la sociedad se define por los aportes de cada socio o accionista. Donde es necesario registrar las acciones en el Registro de Matrícula de Acciones.

Sociedad Anónima Cerrada (SAC)

La sociedad anónima cerrada está conformada por un mínimo de dos socios y un máximo de veinte. La estructura debe estar integrada por una junta general de accionistas y una gerencia.

En este caso, el capital de la sociedad está integrado por los aportes de cada socio. Por otro lado, es necesario conforme el marco normativo registrar las acciones en el Registro de Matrícula de Acciones.

Sociedad Comercial de Responsabilidad Limitada (S.R.L.)

La sociedad comercial de responsabilidad limitada tiene un mínimo de dos socios y un máximo de veinte. Se consideran empresas pequeñas de ámbito familiar por lo regular.

El capital de estas empresas está integrado por los aportes de cada uno de los socios. Junto a ello, es necesario su inscripción en los Registros Públicos.

Empresario Individual de Responsabilidad Limitada (E.I.R.L.)

Se considera para este caso una sola persona, la cual figura como gerente general y socio. Donde el capital es el que aporta el único socio presente en la sociedad.

Se trata de un tipo de organización en la cual una persona natural puede adquirir personalidad jurídica.

Sociedad Anónima Abierta (S.A.A.)

La sociedad anónima abierta tiene un mínimo de setecientos cincuenta socios y debe estar conformada por una junta general de accionistas, una gerencia y directorio.