Albacea

El albacea es una persona designada por un testador en su testamento (o por un tribunal en ausencia de una designación testamentaria) para administrar y llevar a cabo la voluntad del fallecido en lo que respecta a la distribución de sus bienes después de su muerte.

La designación de un albacea es fundamental en el proceso de planificación sucesoria, y tiene como objetivo garantizar que la voluntad del fallecido se cumpla de manera adecuada y justa.

Funciones de un albacea

Las principales funciones y responsabilidades de un albacea son:

  1. Administración de la herencia: gestionar los activos y pasivos de la herencia, lo que incluye la recolección de bienes, el pago de deudas pendientes, y la protección de los activos hasta que se complete la distribución establecida en el testamento.
  2. Cumplir la voluntad del testador: seguir estrictamente las instrucciones y disposiciones contenidas en el testamento. Esto implica la distribución de bienes a los beneficiarios designados en el testamento.
  3. Presentación de informes: mantener registros de todas las transacciones financieras y administrativas relacionadas con la herencia, y presentar informes periódicos a los tribunales y a los beneficiarios sobre el estado de la administración.
  4. Liquidación de la herencia: una vez que se hayan cumplido todas las disposiciones del testamento, el albacea procederá a la distribución final de los bienes entre los beneficiarios.

Albacea en Chile

En Chile, el albacea o ejecutor testamentario está definido en el artículo 1270 del Código Civil como «aquel a quien el testador da el encargo de hacer ejecutar sus disposiciones».

Según la normativa chilena, el albacea puede ser general o fiduciario, dependiendo si los encargos del testador son confidenciales y secretos. A su vez, el albacea puede ser albacea con o sin tenencia de bienes.

Al respecto, el artículo 1311 del Código Civil señala que «el testador puede hacer encargos secretos y confidenciales al heredero, al albacea, y a cualquiera otra persona, para que se invierta en uno o más objetos lícitos una cuantía de bienes de que pueda disponer libremente. El encargado de ejecutarlos se llama albacea fiduciario».

En cuanto a la tenencia de bienes, al albacea le corresponde velar por la seguridad de los bienes de la sucesión, pagar las deudas y legados, además de ciertas atribuciones judiciales como defender en tribunales la validez del testamento o acudir a la justicia para cumplir las disposiciones testamentarias.

Preguntas frecuentes

  • ¿Cómo se constituye el albaceazgo? Se constituye en el testamento.
  • ¿Puede revocarse el albaceazgo? Una vez aceptado, el albaceazgo es irrevocable.
  • ¿Se puede transmitir o delegar el albaceazgo? No, el albaceazgo es intransmisible e indelegable.
  • ¿Puede el testador modificar las facultades legales del albacea? No, el testador no puede ampliar ni restringir las facultades establecidas por la ley respecto al albacea.
  • ¿El albaceazgo es remunerado? Sí, es remunerado. El testador puede fijar una remuneración. No obstante, si nada dice, será fijada por el juez (según el caudal hereditario y el trabajo a realizar).
  • ¿Cuánto tiempo dispone el albacea para ejecutar el testamento? El testador establece el tiempo para cumplir las disposiciones testamentarias. Sin embargo, si nada dice, por ley deberá ejecutar las disposiciones testamentarias en el plazo de un año (desde la aceptación del cargo).
  • ¿Se puede extender el plazo de ejecución del testamento? Sí, el juez civil puede aumentar el plazo señalado por el testador o la ley.
  • ¿Pueden existir varios albaceas? Sí, el testador puede designar varios albaceas. También puede separar sus funciones y que actúen de manera independiente unos de los otros.

Consultas sobre albacea