¿Cuándo no se aplica el derecho de retracto?

El derecho de retracto en Colombia no se aplica en todas las situaciones. De acuerdo con el Estatuto del Consumidor (Ley 1480 de 2011), especialmente en su artículo 47, existen condiciones específicas bajo las cuales este derecho no puede ser ejercido.

Los principales escenarios donde el derecho de retracto no es aplicable son:

  1. Productos personalizados: no se aplica el derecho de retracto para los productos que son elaborados conforme a las especificaciones del consumidor o claramente personalizados.
  2. Servicios iniciados con acuerdo: cuando la prestación del servicio ha comenzado con el acuerdo del consumidor antes de la finalización del término para ejercer el derecho de retracto.
  3. Bienes de uso personal: no se aplica a bienes que por su naturaleza no pueden ser devueltos o pueden deteriorarse o caducar con rapidez.
  4. Contratos de hospedaje o transporte: en contratos de suministro de servicios de hospedaje, transporte de bienes, de vehículos, o de servicios relacionados con actividades de esparcimiento, si las fechas de ejecución o prestación están claramente establecidas.
  5. Bienes con fluctuaciones de precio: no aplica para bienes cuyo precio está sujeto a fluctuaciones de coeficientes del mercado financiero que el proveedor no puede controlar.
  6. Contenido digital: para el contenido digital no suministrado en un medio material si el consumo ya ha comenzado con el consentimiento previo y expreso del consumidor.
  7. Subastas: no se aplica a las ventas de bienes mediante subasta pública.
  8. Alimentos y bebidas: no se aplica a la prestación de servicios de alimentación preparada para consumo inmediato.
  9. Otros excepciones específicas: según la normativa y la jurisprudencia, pueden existir otros casos específicos donde el derecho de retracto no aplica, como ciertos contratos de adhesión, entre otros.
Conceptos relacionados