Sociedad Anónima Deportiva

En España, una Sociedad Anónima Deportiva (SAD) es una forma jurídica de estructurar y gestionar los clubes deportivos y las competiciones profesionales oficiales, a nivel nacional. Se trata en la práctica de una asociación mercantil que adopta la forma de sociedad anónima.

La creación de una SAD suele llevarse a cabo cuando un club desea profesionalizarse y competir en las categorías profesionales de las diferentes ligas deportivas.

Este concepto surgió a partir de la expedición de la Ley 10/1990 del Deporte. Esta norma establece que los clubes y equipos de fútbol y baloncesto, con balance negativo durante las temporadas 1985-1989, tienen la obligación de convertirse en sociedades anónimas.

De este modo, a aquellos que tuvieron balance positivo en dichas temporadas, se les da la posibilidad de optar por otras formas jurídicas. Por ello, clubes de fútbol como el Real Madrid y el Barcelona continúan operando bajo la figura de clubes deportivos.

¿Buscas abogado especialista en derecho mercantil?

Te ayudamos a encontrar abogado mercantilista de confianza en tu zona. Tenemos una amplia red de abogados colaboradores en toda España.

Buscar abogado mercantil

Escoge en qué zona de España quieres buscar abogado:

Consultar abogado

La Sociedad Anónima Deportiva y la legislación española

Del artículo 15 en adelante de la Ley 10/1990 se regula esta figura, señalando las particularidades que la misma implica, a saber:

  • La inclusión de la abreviatura SAD en la razón social.
  • Su actividad debe desarrollarse en el ámbito de las competencias deportivas profesionales.
  • Solamente podrán competir en torneos oficiales profesionales de una única disciplina deportiva.
  • Su reconocimiento se acredita por medio de la inscripción en el Registro de Asociaciones Deportivas.
  • Sus fundadores no podrán percibir beneficios o pagos por ningún concepto.
  • El capital mínimo es el mismo que se establece por ley para las demás asociaciones anónimas.

Características de las Sociedades Anónimas Deportivas

El proceso de constitución de una SAD conlleva la transformación del club deportivo previamente existente en una sociedad anónima. Aquí los socios o miembros del club se convierten en accionistas. Las siguientes son sus características más representativas:

  • Una Sociedad Anónima Deportiva es una forma de sociedad anónima que opera con fines de lucro.
  • Al ser una sociedad anónima, su capital está dividido en acciones y sus accionistas participan tanto de la propiedad, como de la toma de decisiones. Sin embargo, su responsabilidad es limitada, es decir, no responden personalmente por las deudas y obligaciones de la sociedad más allá de su inversión.
  • Los accionistas pueden ser individuos, empresas u otras entidades. Estos conforman una Asamblea de Accionistas, la cual designa un Consejo de Administración, quien es el encargado de tomar las decisiones.
  • Esta estructura permite a los clubes obtener inversiones externas para financiar sus actividades.
  • También tienen la posibilidad de cotizar en la bolsa.
  • La gestión es más estructurada que la de un club deportivo y suele requerir estándares más altos en términos de administración y cumplimiento normativo.

Ventajas de las Sociedades Anónimas Deportivas

Las SAD ofrecen varios beneficios en comparación con otras estructuras organizativas. Algunas de estas ventajas incluyen:

  1. Financiación externa: las SAD están en capacidad de emitir acciones y atraer inversiones externas. Lo que proporciona una fuente adicional de financiamiento que puede destinarse a la mejora de infraestructuras, contratación de jugadores, desarrollo de equipos técnicos y más.
  2. Profesionalización: al ser una entidad con fines de lucro, las SAD tienden a operar de manera más profesional, con una estructura organizativa más definida y eficaz. Ello equivale a una administración más eficiente con un enfoque centrado en el rendimiento deportivo.
  3. Participación en ligas profesionales: las SAD están diseñadas para competir en ligas y competiciones profesionales, permitiendo a los clubes deportivos acceder a niveles más altos de competición.
  4. Captación de talento: la capacidad de ofrecer mejores salarios y condiciones a los jugadores y personal técnico ayuda a las SAD a atraer y retener talento deportivo de alto nivel.
  5. Marca y visibilidad: al competir en ligas profesionales, las SAD pueden generar mayor visibilidad y reconocimiento. Lo que a su vez puede atraer más seguidores, patrocinadores y fuentes de ingresos.
  6. Gestión financiera: las SAD suelen tener una gestión financiera más rigurosa debido a su estructura de inversión y enfoque en la rentabilidad. Esto genera una administración más eficiente y una planificación financiera más sólida.
  7. Cumplimiento normativo: la transformación en una SAD generalmente implica cumplir con una serie de requisitos legales y regulaciones establecidas por las autoridades deportivas y financieras. Con lo que se puede lograr una mayor transparencia y una gestión más responsable.

Desventajas de las Asociaciones Anónimas Deportivas

No cabe duda de que las SAD se han convertido en una práctica común en el fútbol español y han permitido la estabilidad y desarrollo de muchos clubes en el ámbito profesional.

Sin embargo, también han sido objeto de debate y controversia. Lo anterior, debido a la percepción de que podrían favorecer la parte económica, en detrimento del aspecto deportivo y de la esencia tradicional de los clubes. En este orden de ideas, algunas de las desventajas que observa este tipo de sociedad son:

  • Pérdida de identidad: la conversión en una SAD puede originar la pérdida de la identidad y de la historia del club. Dado que se introducen elementos más comerciales y de inversión que podrían cambiar la cultura y los valores tradicionales del equipo.
  • Enfoque financiero: las SAD a menudo deben priorizar el aspecto financiero y la rentabilidad. Una mayor presión por obtener resultados económicos puede dejar de lado el rendimiento deportivo.
  • Toma de decisiones: la entrada de inversores externos expone a la SAD a una distribución de poder donde las decisiones importantes se tomen en función de intereses económicos. Lo cual podría afectar el bienestar deportivo.
  • Necesidad de retorno financiero: los inversores en una SAD esperan un retorno de su inversión. Esto limitaría la capacidad del club para invertir en el desarrollo de programas de formación y otros aspectos que no generan ingresos inmediatos.

Conclusión

Las Sociedades Anónimas Deportivas cumplen un papel fundamental en la promoción y el desarrollo del deporte, al elevar su nivel mediante su profesionalización. No obstante, y dada su finalidad financiera, que los intereses de inversores y las necesidades de los clubes vayan de la mano, es un desafío que este tipo de sociedades deben sortear a diario.

A pesar de ello, las SAD han logrado erigirse como instituciones cuya labor ha facilitado la participación de muchos equipos en competiciones deportivas profesionales. Lo que ha traído un mayor número de oportunidades para todos.

¿Buscas abogado especialista en derecho mercantil?

Te ayudamos a encontrar abogado mercantilista de confianza en tu zona. Tenemos una amplia red de abogados colaboradores en toda España.

Buscar abogado mercantil

Escoge en qué zona de España quieres buscar abogado:

Consultar abogado