Letrado de la Seguridad Social

​​​​​​​​​​El letrado de Seguridad Social es uno de los abogados de mayor rango dentro de este órgano. Accede mediante un proceso de oposición y depende de la Secretaría de Estado de la Seguridad Social. Sus funciones principales son la representación, defensa y asesoramiento jurídico de personal vinculado de la Administración Pública, mientras se encuentre en su cargo.

Requisitos para ser letrado de la Seguridad Social

En primer lugar, cualquier aspirante a ser letrado de la Seguridad Social debe poseer un título en Derecho, sea de grado o Licenciatura y la nacionalidad española.

Cumplidos esos dos primeros requisitos es necesario participar y superar un proceso de oposición en el cual se realiza la selección correspondiente.

¿Cómo llegar a ser letrado de la Seguridad Social?

Este proceso es intenso y profundo, pues tiene por finalidad la selección de los letrados más capacitados para formar parte del cuerpo superior de la Seguridad Social. Un rango en el que se ostenta una mayor responsabilidad en un órgano perteneciente al Ministerio de Trabajo y Seguridad Social.

La convocatoria se publica en el Boletín Oficial del Estado, y en el mismo sitio se puede acceder a un listado de temas sobre el cual se basarán las pruebas a los aspirantes. En este temario se incluye teoría de las diferentes ramas de Derecho como por ejemplo:

De cada uno de estos campos del Derecho se designa una cierta cantidad de temas que los aspirantes deberán estudiar y preparar para la primera etapa del concurso de oposición.

Fases del proceso de oposición para ser letrado de Seguridad Social

Entre 3 y 4 meses después de la publicación en el BOE, se inicia con la primera fase del proceso de oposición:

  1. Fase de oposición: en esta instancia se suelen realizar 5 exámenes que se distribuyen de la siguiente manera: dos teóricos orales, dos escritos de práctica y una prueba de idioma. Todas las pruebas son de carácter eliminatorio.
  2. Curso selectivo: a la segunda etapa llegan solo los letrados que han superado la fase de oposición. Este curso tiene una duración aproximada de 9 meses, en los que los aspirantes reciben una capacitación profunda y especializada tanto en lo teórico como en la práctica forense.

Al finalizar se consideran para la selección final de los letrados de Seguridad Social las notas obtenidas por cada uno en ambas fases.

Funciones

Las funciones que le competen al letrado de Seguridad Social se pueden clasificar en dos grupos:

Función consultiva

La normativa vigente lo habilita para la elaboración y emisión de informes que tiendan a la aclaración de cualquier duda jurídica por parte de la Administración para determinadas actuaciones.

El letrado de Seguridad Social es el responsable de asesorar jurídicamente en las decisiones administrativas o en las ejecuciones de procedimientos que lleven adelante los órganos de la Administración Pública.

Función contenciosa

En el ámbito de lo contencioso, se ocupa de la representación y defensa de los litigios en los que estén en juego los intereses de la Administración Pública en cualquiera de sus órganos.

En estos casos, el letrado de Seguridad Social es quien tiene la tarea de representar y defender en juicio a la Administración de la Seguridad Social. Esto implica llevar a cabo todas las actuaciones necesarias para un proceso judicial.

Otras funciones del letrado de Seguridad Social

En su actividad diaria, y vinculadas a las funciones consultivas y contenciosas, estos abogados se dedican a:

  • Recopilar toda la información necesaria para ejercer la defensa de la entidad que represente en los procesos civiles.
  • Representar al Estado en jurisdicción extranjera, siempre que su actuación esté dentro de los límites permitidos por las normativas vigentes.
  • Proceder en procesos arbitrales y extrajudiciales, cuando disponga de las autorizaciones correspondientes y el informe respectivo de la Dirección del Servicio Jurídico del Estado.
  • Generar y promover actividades con el objetivo de capacitar a los trabajadores del Servicio Jurídico del Estado y asegurar una doctrina homogénea.

¿A quiénes representa como abogado?

Los asistidos, representados y defendidos por un letrado de la Seguridad Social pueden ser:

  • La Administración de la Seguridad Social, sus entidades gestoras y servicios comunes.
  • Las autoridades, funcionarios y demás empleados de esos órganos de la Administración, cuando estén inmersos en un litigio judicial por acción u omisión en el ejercicio de sus cargos.
  • El Reino de España en casos de Derecho de la Unión Europea, Tribunal Europeo de Derechos Humanos, Tribunales y Organismos Internacionales.
  • Comunidades Autónomas, siempre que existan convenios de colaboración vigentes o estén facultados por la normativa.
  • Corporaciones locales con convenios de colaboración suscritos entre las partes involucradas y la AGE.

Excepciones

Así como se manifiestan las funciones que deben cumplir los letrados de Seguridad Social en su cargo, también existen excepciones determinadas:

  • En supuestos de autoridades portuarias, cuando no se disponga de un convenio colectivo que así lo especifique.
  • La asesoría jurídica en el ámbito del Ministerio de Defensa y sus órganos dependientes que cuenten con otras normativas especiales.
  • En el derecho procesal, cuando no dispongan de las autorizaciones previas requeridas.

Conclusión

El letrado de Seguridad Social es un profesional del Derecho que ocupa un puesto de alto rango en la Administración de la Seguridad Social. El profesional necesita tener nacionalidad española y superar todo el proceso de oposición que es selectivo y eliminatorio, con el fin de garantizar idoneidad, objetividad y profesionalidad en el ejercicio de sus funciones.

Todo el proceso para acceder al puesto de letrado de Seguridad Social tiene una duración de más de un año, en el cual se realizan exámenes teóricos, prácticos, de idioma y un curso selectivo final.

Una vez superado el concurso de oposición, sus funciones son de gran responsabilidad en la asesoría jurídica, la representación y la defensa. Desde la elaboración de informes para la toma de decisiones hasta la defensa en un juicio internacional, el abogado de Seguridad Social ocupa un papel fundamental para el buen funcionamiento de la Administración y la defensa de sus intereses.