Derecho a la libertad de expresión

El derecho a la libertad de expresión es el derecho fundamental que permite a los individuos expresar ideas y opiniones sin censura o interferencia.
Ideas clave
  • En Guatemala, la libertad de expresión es un derecho protegido por la Constitución Política de la República.
  • El derecho a la libertad de expresión es fundamental y permite a los individuos expresar sus pensamientos, ideas y opiniones sin censura previa.
  • La libertad de expresión no es absoluta y puede estar sujeta a restricciones legales para proteger otros derechos o el orden público como el honor, la privacidad y la seguridad nacional.
  • El avance tecnológico y el uso masivo de internet y redes sociales han ampliado las dimensiones de la libertad de expresión, planteando desafíos legales en la regulación.
  • En caso de violación al derecho de libertad de expresión, los ciudadanos pueden recurrir a la Corte de Constitucionalidad si consideran que su derecho a la libertad de expresión ha sido violado.

¿Qué es el derecho a la libertad de expresión?

El derecho a la libertad de expresión es una prerrogativa fundamental consagrada en diversos instrumentos legales a nivel global y nacional, permitiendo a los individuos expresar sus pensamientos, ideas y opiniones libremente.

Este derecho es esencial para el desarrollo de la democracia y la participación ciudadana, permitiendo el debate público y la crítica constructiva.

¿Dónde se regula el derecho a la libertad de expresión en Guatemala?

En Guatemala, el derecho a la libertad de expresión está garantizado por el artículo 35 de la Constitución Política de la República de Guatemala, que asegura la libre expresión de pensamiento por cualquier medio sin censura previa.

Libertad de emisión del pensamiento. Es libre la emisión del pensamiento por cualesquiera medios de difusión, sin censura ni licencia previa. Este derecho constitucional no podrá ser restringido por ley o disposición gubernamental alguna. Quien en uso de esta libertad faltare al respeto a la vida privada o a la moral, será responsable conforme a la ley. Quienes se creyeren ofendidos tienen derechos a la publicación de sus defensas, aclaraciones y rectificaciones.

No constituyen delito o falta las publicaciones que contengan denuncias, críticas o imputaciones contra funcionarios o empleados públicos por actos efectuados en el ejercicio de sus cargos.

Los funcionarios y empleados públicos podrán exigir que un tribunal de honor, integrado en la forma que determine la ley, declare que la publicación que los afecta se basa en hechos inexactos o que los cargos que se les hacen son infundados. El fallo que reivindique al ofendido, deberá publicarse en el mismo medio de comunicación social donde apareció la imputación.

La actividad de los medios de comunicación social es de interés público y éstos en ningún caso podrán ser expropiados. Por faltas o delitos en la emisión del pensamiento no podrán ser clausurados, embargados, intervenidos, confiscados o decomisados, ni interrumpidos en su funcionamiento las empresas, los talleres, equipo, maquinaria y enseres de los medios de comunicación social.

Es libre el acceso a las fuentes de información y ninguna autoridad podrá limitar ese derecho.

La autorización, limitación o cancelación de las concesiones otorgadas por el Estado a las personas, no pueden utilizarse como elementos de presión o coacción, para limitar el ejercicio de la libre emisión del pensamiento.

Un jurado conocerá privativamente de los delitos o faltas a que se refiere este artículo.

Todo lo relativo a este derecho constitucional se regula en la Ley Constitucional de Emisión del Pensamiento.

Los propietarios de los medios de comunicación social, deberán proporcionar cobertura socioeconómica a sus reporteros, a través de la contratación de seguros de vida.

Artículo 35 de la Constitución Política de la República de Guatemala

Además, Guatemala es parte de diversos tratados internacionales que protegen este derecho, como la Convención Americana sobre Derechos Humanos.

Libertad de Pensamiento y de Expresión

1. Toda persona tiene derecho a la libertad de pensamiento y de expresión. Este derecho comprende la libertad de buscar, recibir y difundir informaciones e ideas de toda índole, sin consideración de fronteras, ya sea oralmente, por escrito o en forma impresa o artística, o por cualquier otro procedimiento de su elección.

2. El ejercicio del derecho previsto en el inciso precedente no puede estar sujeto a previa censura sino a responsabilidades ulteriores, las que deben estar expresamente fijadas por la ley y ser necesarias para asegurar:

a) El respeto a los derechos o a la reputación de los demás, o

b) La protección de la seguridad nacional, el orden público o la salud o la moral públicas.

3. No se puede restringir el derecho de expresión por vías o medios indirectos, tales como el abuso de controles oficiales o particulares de papel para periódicos, de frecuencias radioeléctricas, o de enseres y aparatos usados en la difusión de información o por cualesquiera otros medios encaminados a impedir la comunicación y la circulación de ideas y opiniones.

4. Los espectáculos públicos pueden ser sometidos por la ley a censura previa con el exclusivo objeto de regular el acceso a ellos para la protección moral de la infancia y la adolescencia, sin perjuicio de lo establecido en el inciso 2.

5. Estará prohibida por la ley toda propaganda en favor de la guerra y toda apología del odio nacional, racial o religioso que constituyan incitaciones a la violencia o cualquier otra acción ilegal similar contra cualquier persona o grupo de personas, por ningún motivo, inclusive los de raza, color, religión, idioma u origen nacional.

Artículo 13 de la Convención Americana sobre Derechos Humanos.

Limitaciones al derecho

Aunque el derecho a la libertad de expresión es amplio, no es absoluto. Existen ciertas restricciones legales establecidas para proteger derechos como el honor, la privacidad, o la seguridad nacional.

Hay delito de difamación, cuando las imputaciones constitutivas de calumnia o injuria se hicieren en forma o por medios de divulgación que puedan provocar odio o decrédito, o que menoscaben el honor, la dignidad o el decoro del ofendido, ante la sociedad.

Al responsable de difamación se le sancionará con prisión de dos a cinco años.

Artículo 164 del Código Penal de Guatemala

Las leyes guatemaltecas, como la Ley contra el Femicidio y otras Formas de Violencia contra la Mujer, contemplan restricciones específicas en casos de discurso que incite a la violencia o el odio.

Impacto de la tecnología en la libertad de expresión

Con el avance tecnológico y el uso masivo de internet y redes sociales, la libertad de expresión ha adquirido nuevas dimensiones. Esto plantea desafíos legales respecto a la regulación de contenidos y la protección contra el abuso en el espacio digital, como el ciberacoso o la difusión de información falsa.

Protección y defensa del derecho

En casos de violación al derecho de libertad de expresión, los individuos pueden buscar protección legal a través de recursos como el amparo, presentando casos ante la Corte de Constitucionalidad. Esta corte tiene la potestad de emitir fallos que protejan los derechos fundamentales de los ciudadanos, incluida la libertad de expresión.

Procedencia del amparo. Se instituye el amparo con el fin de proteger a las personas contra las amenazas de violaciones a sus derechos o para restaurar el imperio de los mismos cuando la violación hubiere ocurrido. No hay ámbito que no sea susceptible de amparo, y procederá siempre que los actos, resoluciones, disposiciones o leyes de autoridad lleven implícitos una amenaza, restricción o violación a los derechos que la Constitución y las leyes garantizan.

Artículo 265 de la Constitución Política de la República de Guatemala

Ejemplos de posibles delitos de expresión

  • Humillación o menosprecio a una persona o grupo.
  • Justificación o enaltecimiento del terrorismo o la humillación de sus víctimas.
  • Injurias a funcionarios públicos, órganos institucionales.
  • Delitos de odio o incitación a la violencia contra una persona o grupos.
  • Negación de actos genocidas.

Conclusiones

Esta comprensión integral del derecho a la libertad de expresión en Guatemala destaca su importancia en una sociedad democrática y los mecanismos legales disponibles para su protección y regulación.