¿Qué tipos de insolvencia existen?

La Ley Concursal contempla tres tipos de insolvencia:

  • La insolvencia actual, que tiene lugar cuando el deudor no puede cumplir de forma regular sus obligaciones exigibles. Puede afectar tanto a las personas jurídicas como físicas, en general.
  • La insolvencia inminente, que se produce cuando el deudor prevé que dentro de los próximos 3 meses no podrá cumplir sus obligaciones de regular y puntualmente. También pueden encontrarse en este caso tanto las personas jurídicas como las personas físicas.
  • La insolvencia probable, que se da cuando es objetivamente previsible que, en caso de no lograr un plan de reestructuración, el deudor no podrá cumplir regularmente sus obligaciones que venzan en los próximos 2 años. Pueden encontrarse en situación de probabilidad de insolvencia solo las personas físicas o jurídicas que realizan actividades empresariales o profesionales, y es un supuesto previsto únicamente en derecho preconcursal.

¿Quieres cancelar tus deudas?

Te ponemos en contacto con abogados especialistas en la Ley de la Segunda Oportunidad para que puedas consultar gratuitamente si puedes cancelar tus deudas.

Pedir consulta gratis