Medidas de seguridad

Las medidas de seguridad son sanciones aplicadas para prevenir delitos futuros y proteger a la sociedad. Incluyen internación en hospitales psiquiátricos, libertad vigilada y prohibición de frecuentar ciertos lugares. Se imponen a individuos considerados peligrosos o con responsabilidad disminuida.
Ideas clave
  • En Chile, las medidas de seguridad se regulan en el Código Penal, el Código Procesal Penal y diversas leyes especiales.
  • El procedimiento para imponer medidas de seguridad incluye evaluación del riesgo, audiencia judicial, decisión judicial, y supervisión y seguimiento.
  • Ejemplos de medidas de seguridad incluyen internación en establecimientos psiquiátricos, tratamiento de drogadicción, y prohibiciones de frecuentar ciertos lugares.
  • Otras medidas incluyen la prohibición de residir en determinados lugares, libertad vigilada, y expulsión del territorio nacional.
  • Se aplican medidas como la prohibición de aproximarse a la víctima y la realización de actividades formativas para la rehabilitación.
  • Las medidas de seguridad buscan prevenir delitos futuros y proporcionar una intervención adecuada en casos de alta peligrosidad.

¿Qué son las medidas de seguridad?

Las medidas de seguridad son mecanismos jurídicos preventivos que buscan proteger a la sociedad y rehabilitar a individuos considerados peligrosos o con responsabilidad disminuida.

Se diferencian de las penas tradicionales en que no buscan castigar, sino evitar la comisión de futuros delitos. Estas medidas son aplicadas en situaciones donde la peligrosidad del individuo constituye un riesgo para la sociedad y, por lo tanto, es necesario implementar acciones para mitigar dicho riesgo.

¿Dónde se regulan las medidas de seguridad en Chile?

Las medidas de seguridad en Chile se encuentran reguladas principalmente en el Código Penal, en el Código Procesal Penal y en diversas leyes especiales.

La caución y la sujeción a la vigilancia de la autoridad podrán imponerse como penas accesorias o como medidas preventivas, en los casos especiales que determinen este Código y el de Procedimientos.

Artículo 23 del Código Penal de Chile

Además, leyes específicas como la Ley 20.000 sobre control de estupefacientes y sustancias psicotrópicas también contienen disposiciones relevantes.

Tipos de medidas de seguridad

En Chile, existen diversas medidas de seguridad que pueden ser impuestas dependiendo de la naturaleza del caso y la peligrosidad del individuo. A continuación, se detallan algunas de las más relevantes:

  • Internación en establecimientos psiquiátricos: esta medida se aplica a personas que, debido a trastornos mentales, representan un peligro para sí mismas o para la sociedad. La internación puede ser en un hospital psiquiátrico o en un establecimiento adecuado para el tratamiento de su condición.

(...)

Sin perjuicio de lo anterior, el ministerio público deberá inspeccionar, cada seis meses, los establecimientos psiquiátricos o instituciones donde se encontraren internados o se hallaren cumpliendo un tratamiento enajenados mentales, en virtud de las medidas de seguridad que se les hubieren impuesto, e informará del resultado al juez de garantía, solicitando la adopción de las medidas que fueren necesarias para poner remedio a todo error, abuso o deficiencia que observare en la ejecución de la medida de seguridad.

(...)

Artículo 481 del Código Procesal Penal de Chile

  • Internación en establecimientos especiales para tratamiento de drogadicción: dirigida a individuos que padecen adicciones severas y cuya condición los hace peligrosos. Esta medida busca su rehabilitación y reinserción social a través de programas especializados de tratamiento.
  • Prohibición de frecuentar ciertos lugares o establecimientos: impide que el individuo acceda a áreas donde podría representar un peligro o estar en riesgo de reincidir en conductas delictivas. Esta medida es común en casos de violencia intrafamiliar o acoso.
  • Prohibición de residir en determinados lugares: similar a la anterior, pero más específica en cuanto a la residencia. Se ordena al individuo no vivir en ciertas áreas donde podría representar un riesgo para la comunidad o para víctimas específicas.
  • Libertad vigilada: consiste en la supervisión constante del individuo, generalmente por un periodo determinado, para asegurar que cumpla con ciertas condiciones impuestas por el tribunal, como asistir a programas de rehabilitación o mantenerse alejado de ciertas personas o lugares.

La sujeción a la vigilancia de la autoridad da al juez de la causa el derecho de determinar ciertos lugares en los cuales le será prohibido al penado presentarse después de haber cumplido su condena y de imponer a éste todas o algunas de las siguientes obligaciones:

1.° La de declarar antes de ser puesto en libertad, el lugar en que se propone fijar su residencia.

2.° La de recibir una boleta de viaje en que se le determine el itinerario que debe seguir, del cual no podrá apartarse, y la duración de su permanencia en cada lugar del tránsito.

3.° La de presentarse dentro de las veinticuatro horas siguientes a su llegada, ante el funcionario designado en la boleta de viaje.

4.° La de no poder cambiar de residencia sin haber dado aviso de ello, con tres días de anticipación, al mismo funcionario, quien le entregará la boleta de viaje primitiva visada para que se traslade a su nueva residencia.

5.º La de adoptar oficio, arte, industria o profesión, si no tuviere medios propios y conocidos de subsistencia.

Artículo 45 del Código Penal de Chile

  • Expulsión del territorio nacional: esta medida se aplica a extranjeros que han cometido delitos y cuya permanencia en el país es considerada peligrosa. La expulsión busca proteger a la sociedad chilena y evitar la reincidencia.
  • Prohibición de aproximarse a la víctima o a ciertos lugares relacionados con ella: usada frecuentemente en casos de violencia intrafamiliar, acoso y delitos sexuales. Protege a la víctima al mantener al agresor alejado de su entorno inmediato.
  • Realización de actividades formativas, laborales, culturales o de educación vial: busca la rehabilitación del individuo mediante su participación en actividades que promuevan su reinserción social y laboral, disminuyendo así las posibilidades de reincidencia.
  • Custodia familiar: en casos donde el individuo es menor de edad o requiere especial cuidado, se puede ordenar su custodia por parte de familiares que puedan garantizar su bienestar y seguimiento adecuado.
  • Prohibición de portar armas de fuego: se impone a individuos que, debido a su peligrosidad o antecedentes, no deben tener acceso a armas de fuego para evitar posibles actos delictivos.

(...)

Asimismo, el juez podrá decretar, como penas o medidas accesorias, la prohibición de acercarse a la víctima o a su domicilio, lugar de cuidado, trabajo o estudio, así como a cualquier otro lugar al que ésta concurra o visite habitualmente; también, la prohibición de porte y tenencia y, en su caso, el comiso de armas de fuego; y, además, la asistencia obligatoria a programas de tratamiento para la rehabilitación del consumo problemático de drogas o alcohol, si ello corresponde.

Artículo 403 sexies del Código Penal de Chile

Procedimiento para la imposición de medidas de seguridad

El proceso para imponer medidas de seguridad sigue un protocolo específico en el sistema judicial chileno. A continuación, se describen los pasos generales:

  1. Evaluación del riesgo: se realiza una evaluación exhaustiva del individuo para determinar su peligrosidad y la necesidad de una medida de seguridad. Esto puede incluir peritajes psiquiátricos y psicológicos.
  2. Audiencia judicial: en esta audiencia, el juez analiza las pruebas y argumentos presentados por las partes involucradas. La defensa puede presentar contrapruebas o solicitar medidas alternativas.
  3. Decisión judicial: basándose en la evidencia y las recomendaciones de expertos, el juez decide la medida de seguridad más adecuada. Esta decisión puede ser apelada por las partes si consideran que no es justa o proporcional.
  4. Supervisión y seguimiento: una vez impuesta la medida, se implementan mecanismos de supervisión y seguimiento para asegurar su cumplimiento y evaluar su efectividad. Esto puede incluir visitas regulares de trabajadores sociales, controles médicos, o informes periódicos al tribunal.

Conclusión

Las medidas de seguridad en el derecho penal chileno juegan un papel crucial en la protección de la sociedad y la rehabilitación de individuos peligrosos. A través de su aplicación, se busca prevenir la comisión de futuros delitos y proporcionar un marco legal que permita la intervención adecuada en casos de alta peligrosidad. La diversidad de medidas disponibles permite a los jueces adaptar las sanciones a las circunstancias específicas de cada caso, garantizando así una respuesta proporcional y justa.

Categorías: Derecho Penal