Categoría profesional

La categoría profesional del trabajador es un concepto que se utilizaba tradicionalmente en el contrato de trabajo y que hacía una clasificación en los puestos de trabajo que desempeñan, determinando además el porcentaje de cotización para la Seguridad Social.

Era importante encuadrarse en determinada categoría porque la remuneración dependía de esas clasificaciones.

Categoría profesional

La categoría profesional del trabajador servía para la clasificación en puestos de trabajo que se desempeñan.

Con la Reforma Laboral que se hizo hace veinte años, este término y esa forma de clasificación quedó obsoleta, y comenzó a encuadrarse al trabajador en los grupos profesionales, lo que trajo una consiguiente modificación de los convenios de trabajo.

En el grupo profesional no se tiene en cuenta el nivel de estudios que ha alcanzado el trabajador, sino el puesto de trabajo en el que se desempeña efectivamente.

En el grupo profesional no se considera solo la preparación del empleado, sino que se considera el grado de cualificación que demanda el trabajo. Una preparación mayor, para el puesto que se desempeña, no aporta ninguna ventaja para el trabajador ni para la empresa.

¿Buscas abogado especialista en derecho laboral?

Te ayudamos a encontrar abogado laboralista de confianza en tu zona. Tenemos una amplia red de abogados colaboradores en toda España.

Buscar abogado laboralista

Escoge en qué zona de España quieres buscar abogado:

Buscar abogado

Aspectos regulados

En el Sistema de Clasificación Profesional se regula los siguiente:

  • Se establece un sistema de clasificación profesional de los trabajadores por grupos profesionales, mediante una negociación colectiva o por acuerdos entre quienes representan a los trabajadores y la parte empresarial.
  • El grupo profesional agrupa unitariamente a quienes tengan las aptitudes necesarias según la profesión, sus titulaciones y el contenido de la prestación, pudiendo incluir tareas, funciones, responsabilidades que se le asignen al trabajador en el contenido general de la prestación.
  • El grupo profesional tiene criterios y sistemas cuyo objetivo es garantizar la no discriminación entre los géneros de las personas.
  • En los acuerdos entre empresa y trabajador se asigna a este último un grupo profesional y se establece el contenido de la prestación laboral en el contrato de trabajo, con las funciones establecidas pertenecientes al grupo profesional o a alguna de ellas. Al establecerse la polivalencia de las funciones de ese grupo, la equiparación se hará por las funciones desempeñadas con mayor tiempo.

La categoría y el grupo profesional

Entre categoría y grupo hay una diferencia, ya que el grupo es un concepto de mayor amplitud.

  1. En el grupo profesional se considera la aptitud en la profesión, la titulación obtenida y el puesto de trabajo con su contenido. Incluye también funciones, responsabilidades y especialidades.
  2. En la categoría se hace referencia a la aptitud y a la capacitación del trabajador. Se trata de un concepto rígido que relaciona al trabajador con una labor específica.
  3. En cambio, en el grupo hay una movilidad funcional, con readecuaciones de acuerdo a las necesidades de las empresas y a las estructuras de organización de cada situación.
  4. Los grupos incluyen otros subgrupos, con mayores o menores responsabilidades en el puesto de trabajo y en los perfiles profesionales involucrados.
  5. En cuanto a la retribución, se realiza teniendo en cuenta la asignación, pero pudiendo valorarse otros conceptos que se consideren valorables, como el nivel de competitividad o la productividad para el desempeño del puesto.
  6. La clasificación por grupos permite a las empresas realizar movimientos y reubicar a los empleados con facilidad, porque dentro de un mismo grupo hay muchas funciones distintas para establecerlo donde se necesite y sea más acorde hacerlo.

Este mecanismo es flexible e intenta evitar la eliminación de puestos de trabajo, suponiendo ventajas para la empresa, pero no para el empleado.

Cantidad de grupos profesionales

Los grupos profesionales se establecen en los convenios colectivos del sector, y ese grupo va a disponer de los niveles y las responsabilidades que se detallan en el convenio. Por ello, la cantidad de grupos profesionales va a depender de cada sector empresarial.

Importancia de conocer el grupo profesional

El trabajador debe conocer los siguientes puntos referidos al grupo profesional al que pertenece:

  1. Las funciones a desempeñar.
  2. La tabla salarial en la que se encuadra.
  3. Saber si se le permite ocupar otros puestos laborales del mismo grupo profesional al que pertenece.
  4. Conocer la base mínima de cotización y la máxima que puede aplicarse a su nómina.

Por su lado, el empleador debe saber:

  1. Que tiene que aplicar la igualdad en los grupos profesionales.
  2. Que no puede ordenar a su empleado actividades que no estén dentro de las contempladas en este grupo.

Diferencias entre grupo de cotización y categoría profesional

Ambos conceptos, el de categoría profesional y el de grupo de cotización, se presentan en la nómina y se suelen utilizar de forma indistinta, pero se trata de conceptos distintos.

Los dos conceptos forman parte de una clasificación profesional, pero hay una diferencia que se refiere a que la clasificación profesional es establecida por la Seguridad Social, que, mediante una clasificación de los trabajadores, agrupándolos según funciones y titulaciones, determina las bases de cotización.

Pertenecer a un grupo de cotización o a otro implica que sean diferentes las bases de cotización mínima y máxima.

La pertenencia a uno u otro grupo de cotización afecta en las bonificaciones que reciba el trabajador, las coberturas que tenga y por supuesto que influye en su salario. En las compañías los grupos de cotización establecen los niveles de contribución que la empresa debe realizar a la Seguridad Social.

Bases de cotización

Actualmente se consideran once grupos de cotización, que se establecen por los grupos o categorías profesionales. Ellos son:

  1. Los ingenieros y licenciados.
  2. Los ingenieros técnicos, ayudantes con título y peritos.
  3. Los jefes de la administración y de los talleres.
  4. Ayudantes sin título.
  5. Los oficiales de la administración.
  6. Subalternos.
  7. Los auxiliares administrativos.
  8. Los oficiales de primera y de segunda categoría.
  9. Los de tercera y los especialistas.
  10. Los peones.
  11. Los trabajadores que sean menores de edad, independientemente de su categoría.

El grupo o la categoría profesional no se considera una clasificación cerrada, por lo que las pymes y los autónomos suelen presentar dudas sobre cómo encuadrar a un trabajador en un grupo profesional.

Es recomendable que se llegue a acuerdos con los trabajadores, para poder evitar conflictos en la determinación de los salarios y de las funciones que correspondan a cada empleado.

¿Buscas abogado especialista en derecho laboral?

Te ayudamos a encontrar abogado laboralista de confianza en tu zona. Tenemos una amplia red de abogados colaboradores en toda España.

Buscar abogado laboralista

Escoge en qué zona de España quieres buscar abogado:

Buscar abogado